logo esto lo arreglammos nosotras

Ene
18

La “paternidad” en lista de espera

Enero de 2012, a la espera de un año de cumplirse el plazo previsto en la “Ley de Igualdad” para alcanzar el objetivo de aumentar hasta cuatro semanas de duración el permiso de paternidad. Y aquí estamos…

A bombo y platillos hemos anunciado desde UGT Andalucía a partir de la entrada en vigor de la Ley de Igualdad esta pretendida medida, que se va aplazando años tras año, y que en 2013 dejará definitivamente de ser una incógnita su esperada aplicación.

Aquellas novedades tan significativas de la citada Ley, como son el impulso de una igualdad efectiva a través de un cambio de parámetros en los usos del tiempo entre mujeres y hombres, y la apuesta por un empresariado socialmente responsable, se quedan, cinco años después, en meras declaraciones de intenciones. Esto vuelve a significar que no hay voluntad real de ir más allá de una igualdad formal de mujeres y hombres.

La conciliación de la vida laboral, familiar y personal que el espíritu de la Ley de Igualdad la vinculaba a la corresponsabilidad familiar entre ambos sexos sigue siendo misión de auténtica audacia para las mujeres, en especial las que son madres o tienen personas dependientes a cargo. Aún siendo verdad que en los últimos años ha habido un acercamiento de hombres que trabajan fuera de casa en el ámbito doméstico, aún dista mucho de parecerse al porcentaje de mujeres que compatibilizan ambas esferas, laboral o pública y doméstica o privada.

Y es que el estado de crisis muestra la escasa credibilidad que otorgan los que detentan el poder, tanto porque son hombres la mayoría, o porque son mujeres que adoptan patrones masculinos para mandar, a cuestiones de índole menor como el principio de igualdad de oportunidades para ambos sexos. El paternalismo que legisló la igualdad enseña ahora su peor cara, se viste con pantalones de talle masculino y vuelve gris todo aquello que vistió de lila. El receso asoma ya en los centros de trabajo, el entusiasmo con el que muchas trabajadoras defendían los derechos de conciliación que otorga la Ley, y las medidas de mejora en los Planes de Igualdad ampliamente trabajadas desde los sindicatos, han dado paso al miedo a solicitar lo lícito por reservar el puesto de trabajo. A desandar lo desandado nos invitan, volviendo a la apuesta de mínimos, al no pedir por no recibir una carta de despido; y a lo peor sin pedir nada, basta con saber la edad que tienes si eres mujer.

Maternidad, lactancia, reducciones de jornadas, siguen siendo motivos para el despido o para pasarlo mal en la empresa en forma de acoso por razón de sexo, pero lo que, como UGT Andalucía, no vamos a permitir desde la acción sindical es que el panorama económico reconvierta la maternidad en un rol a desempeñar sin salir del ámbito doméstico. Las empresas deben entender que necesitan remodelarse, reinventarse y adaptar sus recursos no sólo a las necesidades del mercado sino de las personas que conforman cada entidad empresarial.

La Ley si acertó con la corresponsabilidad entre mujeres y hombres como clave de una verdadera igualdad; la ampliación del permiso de paternidad es sólo una de las llaves que abre la puerta.
  | 2 comentarios   | Sin etiqueta

2 comentarios sobre “La “paternidad” en lista de espera

  1. Esta genial. Solo decirte q en mi empresa cosas raras pasan,pero existe un juicio ganado por un ATC en redución d jornada,y ya te digo tenemos follones por todas las latitudes y en Control d trafico A.del Prat somos campeones.Un saludo

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: